Real Academia de Ciencias Exactas, Físicas y Naturales
Programa 2002
Cien años de aviación. Tecnologías, inventos y aplicaciones
Resumen de la conferencia por:

Gregorio Millán Barbany
Doctor Ingeniero Aeronáutico. Creador del Grupo aeroespacial español de investigación de la Combustión. Académico Numerario de la Academia Internacional de Astronáutica. Académico electo de la Real Academia de Doctores. Catedrático (jubilado) de la Escuela Técnica Superior de Ingenieros Aeronáuticos. Es Presidente del Consejo Asesor de la Asociación y del Colegio Oficial de Ingenieros Aeronáuticos. Ha sido Director General de Enseñanzas Técnicas del Ministerio de Educación Nacional. Investigador del INTA. Consejero de la Junta de Energía Nuclear y Consejero de Número del CSIC. Académico de Número de la Real Academia de Ciencias
 
Universalmente se considera como fecha de referencia para el nacimiento de la "Era de la Aviación" el día 17 de diciembre del año 1.903, en que los hermanos Wilburg y Orville Wright, fabricantes norteamericanos de bicicletas, consiguieron realizar en Carolina del Norte varios vuelos de muy corta duración (segundos) en un avión enteramente diseñado, construido y pilotado por ellos.

El éxito de estos vuelos fue el fruto merecido de un inteligente, largo y sistemático proceso de desarrollo tecnológico, en el que consiguieron resolver satisfactoriamente los tres problemas fundamentales de la navegación aérea: el de la sustentación, para contrarrestar el peso de la aeronave; el de la motopropulsión, para contrarrestar la resistencia del aire a su avance y el de la gobernación para guiar el vuelo.

Otros muchos proyectos, desarrollados con variada fortuna en diversos países, convirtieron en muy pocos años el vuelo de los más pesados que el aire en una realidad operativa, cuya capitalidad mundial se situó inicialmente en Francia.

Y una indicación del volumen de su desarrollo puede ser el medio millón de aviones militares fabricado por los países beligerantes durante los años de la Primera Guerra Mundial. Desde entonces, la Historia de la Aeronáutica ha sido de un desarrollo tecnológico ininterrumpido, en busca de las soluciones más adecuadas para satisfacer unos requerimientos operativos civiles y militares cada vez más exigentes.

La lucha por la seguridad en vuelo, la superación de la "barrera del sonido", el vuelo supersónico, el desarrollo de nuevos sistemas de aeronaves como los helicópteros o el de las aplicaciones de la electrónica a las necesidades del vuelo propias de la Aviónica son, entre otros muchos, ejemplos emblemáticos de las batallas tecnológicas de la Aeronáutica.

Como también lo son los grandes centros y laboratorios de I+D especializados como la NASA en los Estados Unidos, la ONERA en Francia o el INTA en España.

Y junto a ellos, los complejos industriales donde se proyectan, construyen, ensamblan y prueban las nuevas aeronaves y sistemas aeronáuticos, así como las infraestructuras necesarias para su utilización, tales como aeropuertos, ayudas a la navegación, etc.

Finalmente, España ha concedido siempre una atención considerable al desarrollo de la Aviación, en su doble aspecto tecnológico y operativo, a los que ha contribuido con aportaciones importantes como son, por ejemplo, la invención del Autogiro o la destacada participación en algunos de los vuelos más famosos durante el período heroico de los grandes "raids" mundiales.